Tu bebe 0-1 año

Cochecito: 10 consejos de seguridad


¡Ah, el famoso cochecito! Equipado con 3 o 4 ruedas, es esencial para padres de niños pequeños. Pero tan útil como es, el cochecito también representa una fuente real de peligro, si no se elige y se usa con el mayor cuidado. Aquí están nuestros consejos de seguridad.

1. Controlar los estándares

  • Independientemente del modelo que elija, debe verificar que tenga "EN 1888" (estándar europeo), "NF S 54001" (estándar francés) o "Cumple con los requisitos de seguridad". El nombre del fabricante y el número de serie deben estar claramente identificados en la carriola.

2. Elija una marca segura

  • Si bien el precio no es necesariamente una garantía de calidad, la marca puede ser un buen indicador de elección. En este sentido, es mejor optar por un modelo de cochecito que no haya sido retirado del mercado.

3. Opte por un modelo adaptado a la edad del niño.

  • Pack trío de primera edad, cochecito de segunda edad, cochecito de caña ... Existen modelos de cochecitos adaptados a cada edad del niño. Antes de los 9 meses, por ejemplo, no puede usar un cochecito de bebé.

4. Equipa tu cochecito

  • Para mejorar la comodidad del bebé, la mayoría de las carriolas tienen una amplia gama de accesorios adaptables. Sombrilla, protección contra la lluvia, nido de ángel para el invierno ... Todos estos productos también favorecen la seguridad del bebé ante las condiciones externas a las que se enfrenta.

5. Compruebe el sistema de plegado y desplegado.

  • Antes de comprar su cochecito, pruébelo doblándolo y doblándolo varias veces. Esta manipulación debe ser fácil de realizar y no debe mostrar signos de atasco. En la práctica, es aconsejable abrir o cerrar la carriola lejos del niño para evitar el riesgo de pellizcarse los dedos.

6. Pruebe el sistema de frenado

  • Cuando su bebé esté cómodamente sentado en su cochecito, debe verificar regularmente el correcto funcionamiento del bloqueo de la rueda en un terreno plano e inclinado.

7. No deje al niño desatendido.

  • Los padres nunca deben alejarse de la carriola, incluso si el niño está dormido. Debemos saber que las caídas son los accidentes más comunes con los cochecitos.

8. Evite los cochecitos usados

  • No es recomendable comprar una carriola en una venta de garaje o en un mercado de pulgas. La mayoría de los modelos antiguos no cumplen con los estándares. Si esto sucede, recuerde cambiar el sistema de conexión si está dañado.

9. No sobrecargue la carriola

  • Uno de los mayores riesgos de un accidente de cochecito es la propina. Los padres tienden a colgar demasiado en el manillar, lo que inevitablemente causa un desequilibrio en el equipo. Tampoco se recomienda poner a dos niños en la misma carriola.

10. Mantenga regularmente la carriola

  • Para llegar lejos con total seguridad, ¡es necesario ahorrar su montura! ¡Con los cochecitos, es lo mismo! Por lo tanto, es esencial almacenar su cochecito en un lugar limpio y seco, cuando no lo use, y verificar el estado de desgaste de los diversos elementos que lo componen. ¡Un poco de limpieza de vez en cuando tampoco le hará daño!

 

Lea también: los mejores cochecitos